It Girl y los Brebajes

diciembre 5, 2014

isabel-chiara-collages-6

It Girl y los Brebajes

En el selfie  salgo con cara de dragón asesino del Príncipe Azul – Joder, raro perro verde- queriendo rescatar a una   niña-mujer  con trenzas largas, uñas cortas, sonrosado maquillaje vintage.

Difícil es ser una Fachon Victim , Zara me tiene hasta los huevos. La última vez, en la fila de la disco habíamos seis con el mismo vestidito, los complementos eran lo salvable,  nos diferenciaba .En la foto éramos esas muñequitas en una caja, las regalaban para los niños  de la caridad…

¿Qué hago? es “Juernes”, los laxantes y la dieta de la miel de arce no dan resultados visibles. Los sábados son para ser la reina de la disco. Reinar sería olvidar este mierda trabajo de teleoperadora, estos pollones inútiles. Mi madre gritando, cigarrillo entre los dientes, prediciendo: “Hagas lo que hagas tendrás esas putas cartucheras” Heredadas de ella. En su pueblo le decían “La John Wayne”

Desde 1927, el término “It Girl” se ha extendido más allá del mundo del cine, a quien en la sociedad, la moda o las artes escénicas se puso de moda en el momento, y eventualmente a meras “celebridades de los medios”. Edie Sedgwick, musa de Andy Warhol, fue apodada la “It Girl”.

El escritor William Donaldson observó que, tras haber sido inicialmente acuñado en la década de 1920, el término fue aplicado en la década de 1990 para describir “una mujer joven de sex appeal notable que se entretenía comprando zapatos y yendo a fiestas.

Al menos, si estos cabrones no apagaran la luz dentro del coche, por educación ciudadana, compasión cristiana. Si no exageraran subiendo a tope la música, mientras follamos los  sábados en el fondo del estacionamiento después de la “Botellona”…

Quedan borrachos los guapos cachas, ciclados durante la semana, aturdidos de alcohol,  pastillas  con smiles. Esos macizorros guarros, ignorantes de cómo hablarle a una mujer, a una mujer de mi clase. Quedan los tirados, los recojo suponiendo aprovechar el resto de una servilleta usada de papel.

Los beso, mientras ellos  escabullen  sus labios de mis labios. Los beso como príncipes liberadores, les como lo comible, rasurado, tatuado. Siento el olor de su ropa interior, falsos Calvin Klein, falsos como ellos mismos. Sin suavizante Mimosín concentrado cincuenta por ciento más de oferta… Raspando mis labios, sintiendo entre la amargura y el deseo compulsivo,  el peso asqueroso de su mano empujando mi nuca  hacia su centro. Escruto escrotos, sin besos, ellos retorciéndose en la vía libre del placer .Ignorando  mis pezones endurecidos  sin suavizante concentrado, erizándose… ¡A tomar por culo, mi castillo y mi perfil Facebook de Princesa! Siento sus dedos apretando. Ningún atisbo de aquello llamado amor.

En Reino Unido, la etiqueta “it girl” ha sido amplia y sistemáticamente aplicada por los medios de comunicación desde mediados de 1990 a Tara Palmer-Tomkinson y su amiga Tamara Beckwith, quienes provienen de familias adineradas.

¡Digooo…! Paso de uniones. Mi marcha es buscar marcha, ponerme a tope, loca de frio y calor, llena de orificios cual medias de flamenca después del zapateo.

¡Es mentira, busco algo real! Paso de sobresaltos después de media hora sin mensajes wassap.  Busco alguien poniendo su afeitado pecho para esperar  hipnotizada estrellas fugaces, pedir temblando de frente, el deseo de ser feliz…  Por supuesto perder las cartucheras, vivir en Ibiza hasta morirme de tripis, anfetas, ketamina. Aparecer en  Hombres Mujeres & Viceversa… Decirle al mierda del Ivan ¡Fui yo quien te dejó, Carajote! No tú, cuando te fuiste a Alemania para trabajar de mecánico. Si luego allí te volviste chapero, ese no es mi problema, tronco.

Necesito un brebaje mágico, para al tomarlo brillar como luciérnaga fosforescente, delgada hasta la envidia, sobre estilettos de vértigo. Los tíos cayendo desarmados, babeantes a mis pies. Algo fuerte para evitar esta vida dolorida, reír de verdad,  con esta boca de chicle  evitando el mal olor. Burlarme sanamente de mi misma, cuando harta de agua, meo y meo tratando desesperada de limpiarme el asco de vivir en un blog , subir el ascensor entre grafitis, luces ahorradoras de energía y camellos  asegurándome que lo que traen me llevara al cielo.

Necesito una pócima como aquellas que cuentan de las indias americanas donde sus hombres cazan búfalos y les traen  lágrimas de ámbar para mejorar su  turbia suerte. Una poción donde nadie pregunte si estoy de alta o de baja en la Seguridad Social. Un bebedizo  para enloquecer a un estudiante de derecho con gafas de Armani legítimas, no de China,  y me lleve a Simón Verde a presentarme a sus padres y la boda… en la Macarena…

Un brebaje para olvidar la descolorida vida de mi madre, su  desastroso limpiar escaleras. Un bebedizo alquímico ancestral para olvidar a mi padre,  animalito brillante de bar por las barbaridades que suelta acerca de las mujeres, ganándose así el apodo de Conan el Bárbaro, por rubio, sudoroso y bruto…

Por eso mismo escribo este blog de  It girls .Soy moderna al extremo  de admitir que el narcisismo, el metrosexual, los lumbersexuales y hasta  el tecnosexual es muy difícil de entender cuando se acaban los megas de bajadas  del móvil y Wikipedia no alcanza a explicártelo claramente.

“It girls” modernas

Kseniya Sobchak ha sido descrita como la “It girl de Rusia”. La actriz y ex modelo estadounidense Chloë Sevigny fue descrita como “it girl” por Jay McInerney de The New York Times a principios de los 1990 debido a su condición de empresaria de la moda.

It Girls (2002) es una película documental dirigida por Robin Melanie Leacock, que narra las actividades de un grupo de la alta sociedad de Manhattan durante la Semana de la Moda de Nueva York.

En la serie de libros para adolescentes de Lisi Harrison, La Pandilla (The Clique), situada en una escuela sólo para chicas, el término se utiliza en un sentido ligeramente diferente: mientras que la líder de la pandilla del mismo nombre es descrita como la “alfa” o “Abeja Reina”, su mano derecha o “beta” también se denomina “It Girl”, siendo físicamente más atractiva.

La actriz argentina Calu Rivero ha sido apodada por los medios de comunicación locales como la nueva “it girl” del país, al ser un icono de la moda y popular entre los jóvenes.

En Corea se ha nombrado a Suzy (Miss A ) , una actriz-modelo-cantante-bailarina- maestra de ceremonias como la It Girl de Corea. Conocida como Nation’s first love (Primer amor de la nación), ella ha ganado mucha fama en los últimos tres años (2010 – 2012 – 2013), teniendo “eso” que atrae a todo el público.

Otra It Girl muy conocida es Alexa Chung, que también escribió un libro que describe su vida.

Vaya coñazo ser una It Girl, ¿Por qué no me conformo con  Chony poligonera? ¡¡Me cago pa´ ti, Angelina Joli!!

Richard Villalón

Vaya coñazo ser una It Girl, ¿Por qué no me conformo con  Chony poligonera? ¡¡Me cago pa´ ti, Angelina Joli!!

Anuncios

Follamigos

octubre 16, 2014

Follamigos

http://oddmag.es/?p=810

¡Vaya Ganga! Alguien para pasarlo bien, sin enamorarse, pidiendo solo el siguiente encuentro. Pagando a medias los cines, las cenas, los condones, ningún atisbo del típico listillo, ¡Qué maravilla!

Con esas ventajas, por supuesto busqué variados tipos de  follamigos. El calladito rubio, el parlanchín hablando hasta debajo del agua, el alternativo guapo con su insoportable olor a axilas, el ejecutivo  a quien en la intimidad le llamaba “Míster Spray”, era exagerada su eyaculación precoz. El cuarentón cultísimo comparándome con una belleza de Miguel Ángel. El maromo jadeando “más…joder… más”, follador fatal, una cansina canción del TOP Botellón. El arrepentido pertinaz, hablando de su mujer, errando en los sinuosos caminos de la penetración, contando sus triquiñuelas para evitar el pago puntual a Hacienda .Ahorrando esperma para evitar ser descubierto. El militar  gracioso amante de los Balcanes, porque en un año pagó la hipoteca de su casa, para luego comprarse un pitbull, entrenarlo y pelear…El feísimo maestro de Bellas Artes superando expectativas al momento del orgasmo, feo con cojones, feo, feo, feísimo…

La ideología follamiga recalca lo gratificante de ser hispter,  práctico y poco sensible. Descubrirnos libres, desprejuiciados, usando una felicidad cuyo futuro sin promesas caduca a las 24 horas.

Conociendo  follamigos pude inventarme nombres distintos, situaciones distintas, edades distintas, la máquina  parecía funcionar casi bien. Oculté pasado, padres impresentables, familia vulgarmente común, mis manías megalómanas.

Hasta que comenzaron mis problemas personales, ¿Para qué negarlo? Soy un ser complicado. Cuando me quieren, no quiero y cuando quiero, no me quieren. Sumado a mi terrible complejo  austro-húngaro de la Gata Flora: “Cuando se la meten llora y cuando no se la meten, también llora”

Mi fantasía elucubraba los pies de un follamigo perteneciendo a las nalgas espectaculares del otro, su saco escrotal (huevos, para ser más claros) colgando pendularmente entre las piernas de un tercero. Se hizo rutinario saber que los jueves hablaría de cine con un quiromasajista que decía ser sevillano y portador de un traidor acento bonaerense .Los sábados vía “wassap” me calentaría inútilmente, con aquel otro desquiciado de ojos grises…  Con su monólogo delirante, hablando de la libertad sexual como una invención de él mismo. Fue casi imposible vernos, por sus estrictos horarios laborales, sus apoyos masivos a causas mediáticas, conciertos de cantautores aburridos y porque cuando estaba solo, quería estar mas solo ¡Vaya rollo!…

Los follamigos resultaron bastante “hartibles”, extravagantes inútiles, complicados. Su conversación parecía  un discurso del comité Central Comunista o una reunión de la Conferencia Episcopal.  Su definición consistía  en ser de nadie, saltarse todas las normas, menos las suyas. Una libertad condicionada con poco y nada de libertad. Prohibido enamorarse, prohibido sentir ternura, prohibido hablarles a terceros de esa relación secreta, prohibido mirar atentamente a los labios, prohibido decir te quiero durante el coito o ¡Como Carajos se llamara esa sopa de ruidos raros, sudores sucios y besos demoledores!

Cabe aclarar: Nada de planes emocionales. Solo horarios, pasajes low cost,  viajes a lugares desconocidos para los dos y para las amistades, previniendo sorpresas.

Conocí desfiladeros peligrosos en rutas accidentadas, puertos y refugios ignotos de alta montaña, playas escarpadísimas para deslizarse en tirolina por sus acantilados y tomar el sol, ya hechos polvo. Restaurantes con camareros escapados del reparto de la matanza de Texas. Rutas suicidas por países africanos en pie de guerra y mucha agua mineral…Mucha, para tener la boca callada, en el momento que una desesperante y extraña rebelión interna parecía desatarse dentro mi cuerpo y mandar a mi follamigo de turno, a su respectiva ¡Puta Madre!

Cuando el cansancio se hizo rutina devastadora, venció.

El sicólogo colectivo, en consulta externa cada ocho meses de la Seguridad Social, recetó pastillas relajantes e hipnóticas, así alcancé seguridad.

La mejor medida para ser libre, era hacer de mi capa un sayo. Sometí mi entendimiento y logré destreza, ensayando…

Los bisturís  los conseguí robándoselos a un verborreico doctor forense, bonitos labios, terrible picha corta. Las sogas me las regaló un espeleólogo, quien gustaba rezar  a gritos el padrenuestro de cada día, mientras le hacia un fist fucking  en regla, con guantes de goma y lubricante extra gel .Los estrangulamientos  potentes fueron resultado del entrenamiento físico involuntario.

Comencé esta aventura del asesinato masivo, cuando la “follamiguez” dejo de ser divertida, cuando reconocí mi necesidad de amar. Con este método, libero a los follamigos de su soledad disfrazada. Tengo el gusto de ser lo único real y útil de su vida, conmigo siempre hay un antes y ningún después. Nos liberamos  con la misma razón fisiológica de respirar por respirar, comer por comer… follar por follar

Mi meta es ser igual al Doctor Frankenstein: Elaborar el follamigo perfecto. Los restos de cada cuerpo están diseminados por las costas, las sierras, los parajes  recónditos de la península Ibérica. Me he perfeccionado como guía en esas discretas y secretas excursiones .Ahora mi sello particular, apenas conozco a un nuevo follamigo, es prometerle riendo que le voy a hacer algo que nunca le han hecho… ¡Matarlo!

Nadie  se ríe, temen reaccionar normalmente, humillar su poderoso ego, demostrar fragilidad.

 

Richard Villalón

Sevilla jueves, 25 de septiembre de 2014

Noveno Aniversario

septiembre 5, 2014

Noveno Aniversario 2014

 

 

tarde 005Mis caricias son fuertes y tan frágil

Es tu cuerpo, que vivo con el miedo

De que hacerte feliz completamente

Será hacerte morir entre mis brazos

Ángel Ganivet

Aparecemos  lívidos, domesticados por la libertad, feroces, felices hasta la rabia. En las fotografías, los poemas, los videos.

Pregunto:  ¿Donde habrán  ido a parar ese par de alucinados? ¿En el mismo aeropuerto donde aterrizaron aquellas dulces  palabras aladas y la  amarga pedrada descomunal que es el silencio? El tiempo habrá secuestrado a aquellos que fuimos en esos años, a lo mejor  sin quererlo, ahora mismo somos rehenes uno del otro…

Se recuerda lo que nos da la gana, la biografía no es lo que pasó, sino lo que se escoge como pasado. ¿Qué haría huérfano de  tu aura en mis noches ambarinas? ¿A qué parte del aire irá mi sonrisa mientras  resumes un cuento,  tratando de que el lobo no sea  ese mierda a quien todos asestan sus odios? Por ti he comprendido que el lobo siempre será malo, si solo escuchamos a la reputada Caperucita. Lo sé, amas a los niños y mis celos territoriales me hacen un Herodes inaugurando el día de los Inocentes.

Mi arroz es un amuleto y tu pez espada es la cola de un dragón en nuestro reino, nada remoto. En el juego de habernos inventado, hemos desechado amantes, capitales de países, esenciales canciones  por cantar, obras de teatro por montar. Hemos desechado a una señora que se creía sirena.A un empresario que decía tomar  precauciones , al final eran tristes pastillas para elevar su falsa moral. Hemos  subido a  burros, autobuses precipitados, limusinas, trenes, barcos y ambulancias. A la idea de servir a los demás, que es igual a subir en globo aerostático con sus vientos voraces y sus fuegos inusitados. Nos han dado con facturas, con cartas de expulsión, con biblias, con rollos de la Torá, con designios crípticos del Tarot. Nos han dado en la garganta, en la sien, cerca del oído. Han acribillado nuestra esperanza  con las balas sucias del olvido. Nos han hecho dudar si estamos en la realidad o somos el sueño de alguien muy perdido…

Hemos helado el fuego, hervido el frio, cocinado el desencanto. Nos hemos comido vivos a quienes han venido a joder, sin ganas de follar y a quienes su relax dinamitaba nuestra paciencia. Hemos sido malos con quienes querían llevarse pedazos de nuestro “maravilloso estar juntos”.  A veces ha estado en nuestra mesa, el mismo Judas hablando de Marilyn  para distraernos y vender nuestra cabeza.

Esta casa es el perfecto lugar donde  desnudos ,estamos abrigados, y vestidos, hablamos de la verdad hasta la desnudez más insoportable.

Nunca olvides que los gatos  del mundo  se reúnen en la mirada de Narciso Velvet. Cada vez que bebe agua de flores y caza lagartijas para traernos tesoros a los pies.

A pesar de la confianza y la tranquilidad sigues poniéndome nervioso.

He traicionado la idea primera, no quería enumerar nada, hacer de este papel un inventario fallido… catalogar el fuego con que enciendes mi alegría, levantar suspicacias acerca de  nuestros  seres queridos, amados.

Mi errático apostar por amantes desalmados…

Pos nada José María, sigo dándole a mi rueca, viendo como transformas una papa en un castillo. Sabiendo que estamos en el ojo perfecto del francotirador insospechado. Son nueve años… rearmando el puzle de la vida con el verte despertar, sonreír, fabular…enamorar.

Si no te amo más, me odiaría.

Richard Villalón

Sevilla Viernes, 05 de septiembre de 2014

Mi mamá me Mima

agosto 24, 2014

Por mi cumpleaños

Richard Villalon

Mi Mamá me Mima

8:00 am. domingo 24 de agosto…Ardiendo voy saliendo de mi madre…

A ella la impactó un “rochabus” conmigo dentro. Ilusa, despeinada reclamaba una Universidad y una justicia que nunca llegaron a Lima – Perú, ni en esos años, ni siglos después. Era delgada, liviana,  casi traslúcida como un poema raro salido del desamor. Ella repetía orgullosa: había nacido envenenada .Se había escapado con mi padre para inventar como  en toda felicidad, cosas que  nunca fueron .Se querían mucho, por eso se hicieron tan terrible daño.

Tenía piernas  fantásticas como aquellas que  suplican las sirenas. Su acento detenía el rumbo de ciertos pájaros. Los hombres creían que era buena, aunque ella juraba ser la mala de las radionovelas. Al final ese capítulo quedó sin aclarar, la acompañó tercamente en su deriva. No había manera de admitir que tan buena es la maldad en ciertos casos, como desastrosa…

Ver la entrada original 764 palabras más

Mi mamá me Mima

agosto 24, 2014

Mi Mamá me Mima

8:00 am. domingo 24 de agosto…Ardiendo voy saliendo de mi madre…

A ella la impactó un “rochabus” conmigo dentro. Ilusa, despeinada reclamaba una Universidad y una justicia que nunca llegaron a Lima – Perú, ni en esos años, ni siglos después. Era delgada, liviana,  casi traslúcida como un poema raro salido del desamor. Ella repetía orgullosa: había nacido envenenada .Se había escapado con mi padre para inventar como  en toda felicidad, cosas que  nunca fueron .Se querían mucho, por eso se hicieron tan terrible daño.

Tenía piernas  fantásticas como aquellas que  suplican las sirenas. Su acento detenía el rumbo de ciertos pájaros. Los hombres creían que era buena, aunque ella juraba ser la mala de las radionovelas. Al final ese capítulo quedó sin aclarar, la acompañó tercamente en su deriva. No había manera de admitir que tan buena es la maldad en ciertos casos, como desastrosa la bondad, la mayoría de veces.

Mi madre tenía el don, hacía que los millonarios descubrieran su soledad  en medio de humaredas, rayitas blancas buscando el negro de inexistentes cebras y whisky “on the rocks”.  Ella era esa piel canela  alucinada que sueñan los hombres tristes  cuando sus mujeres no les dan  suficiente  dolor para catalogar el verdadero amor.

Sonambuleando pasillos de oficinas  sus vestidos eran imanes, haciendo olvidar al personal que vendían casas, armamentos y barcos  fantasmas hundidos con el peso de la realidad. Era mecanógrafa, taquígrafa y fumaba cigarrillos mentolados. Se había enamorado de un demonio, ese aprendizaje la ayudó a ser más feroz a la hora de defenderse de la vida. Leía revistas de cine  en color sepia, sus labios se llenaban de palabras distintas cuando soñaba que era la chica por quien King Kong caía agujerado desde el Empire States .Ella quería ser rescatada así, cualquier 28 de julio,  con zapatos nuevos, bandas militares, helados multicolores. Mi madre suplicaba a Humphrey  Bogart para que al final le dijera  que el avión partía vacio y  los tres se iban a vivir un “ménage à trois “ bendito. Ella deseaba hasta las lágrimas que un gánster la ametralle justo subiendo las escalinatas de una iglesia vaticana, vestida de blanco para casarse con el pobre de Elliot Ness, recto policía y por lo tanto, tonto. Ella soñaba con Moisés abriéndole el mar parar llevarla de compras, cómplices  divertidos e inconscientes por  haber empeñado las tablas de la ley. Para ella Tarzán tocaba un  twist en el medio de la selva mientras ella bailaba con Alí Babá,  secreteándose los modos para deshacerse de ese pobre  infantil hombre mono, que además era  un malcriado inglés.

Ahora , Susana cuenta maravillada:

Se fue la luz eléctrica cuando naciste. La riqueza  vivía tan lejos, su luz no alcanzaba para alumbrarnos y tu padre,  sin embargo nos quería como aquel que encontró un diamante en un muladar limeño. Tu padre era el niño más inteligente del Perú, concursaba de pueblo en pueblo en un programa radial: “Quien estudia triunfa”, así lo conocí. Era guapo, alegre pese así mismo, trapecista de las palabras…  Con unos dientes que brillaban tanto, que las mariposas encandiladas en él, creían que era el reflejo fulgurante de las aguas al mediodía y querían zambullirse en su risa estrepitosa, aunque acabaran ahogadas. Tu padre era chistoso como nadie incluso cuando me insultaba maldiciendo que yo era una puta gratuita y me acostaba con cualquiera, aun así, yo le quería….

Tu padre vendía periódicos, muñecas extrañas, sillas desarmadas, santos deformados  por las polillas, fotos de muertos y libros en un triciclo mientras se hacía abogado. Le escribí la tesis mecanografiada, sin faltas de ortografía, en medio de revoluciones  de opereta que duraban menos que un periodo menstrual. Así gané sus besos, que eran sofocos de incendio, abandonando a la vez el sueño de ser también abogada. Me cantaba  valses criollos  donde una víbora era su amor y yo, un testigo cruel desmaquillado, oliendo a Parera de España, con los vestidos cada vez más lustrosos por el uso y el abuso…

Has sacado la voz de tu padre .Él nos dejó  abandonados como flores dejadas en las tumbas, A pesar de eso, le quise tanto, tanto…  muchos hombres pasaron después de él, fueron sustitutos inútiles de algo que solo él tenía  entre su cabeza y sus pies, entre su olor y el cielo que dibujaba para mi, entre  sus labios y mi boca cerrada, para no espantarlo…

Por eso Richard ¡Cuídate de algunos hombres!, Son nuestra maldición ancestral, no dejes de cantar…, Ellos se alejan ante la magia o actos sobrenaturales. No dejes de cantar  porque su política de destrucción masiva se diluye ante la belleza de lo natural…Entrega esa  mínima parte de tu corazón que sirve para hacer crecer semillas o ideas, no les dejes el portón abierto de tus secretos, dales placer a cucharadas inverosímiles,  como quien hace media paja a un perro, así nunca desertarán de seguirte… Cuídate de los que venden humo, poder y “días que vendrán”…

Báñate  con flor de luna y pinta con sal su nombre en la nevera. Llora siempre detrás de una puerta que ellos no sepan abrir. Échales ceniza en las plantas de los pies para así poder localizarlos en tus sueños perdidos…

Richard, este cumpleaños recuerda, has nacido para provocar, para hermosear  la parte triste de las gentes, para darle cuerda al reloj eterno de la vida…para entregarte en “carne y hueco” al amor.

 

Richard Villalón

Sevilla , Sábado, 23 de agosto de 2014

 

 en el rio peque

Richard Villalón Canta en La Buhaira “Un espectáculo íntimo, vibrante y conmovedor” Palacio de la Buhaira. Eduardo Dato, esq. Avda. de la Buhaira Sábado 12 de Julio /22 h.

junio 28, 2014

Richard Villalón

Canta en La Buhaira

 “Un espectáculo íntimo, vibrante y conmovedor”

Palacio de la Buhaira. Eduardo Dato, esq. Avda. de la Buhaira Sábado 12 de Julio /22 h.

Precio: 10 euros General y 8 euros para grupos de 15, parados y pensionistas acreditados.

Imagen

Venta de entradas: En el teléfono 697 39 39 06 lunes a viernes de 10 a 14 h.) y en taquilla los días de función (19.30 a 22 h).

 

Un concierto sui-géneris donde las canciones del repertorio más representativo de América Latina se entrecruzan con temas populares de Europa  en una fusión justa, equilibrada y brillante. Un espectáculo íntimo, vibrante y conmovedor. Rancheras, Boleros, Música Negra  peruana, Valses, Rock, psicoflamenco, en una puesta en escena minimalista donde la voz, la poesía y el personaje cantor se adentra, explora y canta contando…encanta.

 

Richard Villalón: Cantante, Actor, escritor, maestro, provocador… Nacido en Perú.

 

Lleva toda la vida cantando y viviendo en distintos países de América y Europa. Cantante contratenor de exquisita formación  ha recorrido con su potente presencia los principales escenarios del Mundo. Ha creado escuela y polémica a través de sus propuestas cada vez más atrevidas .La crítica lo cataloga como una de las voces más portentosas del ámbito de la música popular  en América latina. Temperamental, sorpresivo y francamente demoledor logra llevar al espectador a regiones muy intimas, quedando así grabadas su voz y su presencia,  en la memoria de un colectivo que él define como las inmensas minorarías. Alejado voluntariamente de los medios de vez en cuando aparece creando expectativa y gratos resultados allí donde canta. Vive actualmente en Sevilla. Su trabajo está al servicio de movimientos sociales comprometidos con la justicia, la equidad y la belleza.

Links:

https://www.facebook.com/richard.v.saenz

https://twitter.com/RichardVillalon

https://www.youtube.com/watch?v=padIBZqWezM

        https://www.youtube.com/watch?v=f0ua6TLFzbs

 Blogger: http://richardvillalon.blogspot.com.es/

 

Contacto entrevistas y material 656306524

Poster: Isabel Chiara

 

Richard Villalon en el Café Casino de la Exposicion de Sevilla 14 de junio 2014

mayo 29, 2014

Richard Villalón en El Café Casino de la Exposición

Un cantante deslumbrante para un lugar sin igual…

Café Casino de la Exposición Sevilla

Sábado 14 de Junio 23.00 Teléfono: 954 63 42 88

Dirección: Avenida María Luisa, s/n – Glorieta de San Diego

 

La noche es el refugio natural de la fantasía. Sevilla anochecida, se despliega en la mirada lánguida y feroz de sus noctámbulos, sus errantes, sus vigías.

Cantar en el Café del Casino es un reto, las canciones serán pretextos claros para  escapar del hastío, las noticias cotidianas,  incluso del desamor.

Richard Villalón es un cantante de rumores. Sus escasas apariciones marcan a quienes lo escuchan, creando así, ese halo especial de los escogidos. Un cantante, actor, provocador, divertido y certero presenta un espectáculo íntimo acompañado de dos maravillosos músicos  andaluces: Mariano Silva Campallo (guitarra), Fernando García  Conde (percusión).

Villalón ha recopilado  profundas canciones de amor en distintos géneros de América Latina y Europa, llevándonos con su presencia magnética  por senderos de boleros, músicas de Brasil, música negra peruana, rancheras mexicanas, tangos, sones jarochos, folklore latinoamericano, jazz, “psicoflamenco”…

Su canto nos eleva a la condición de seres libres. Resume el encuentro entre lo humano, lo erótico y la sensualidad  del  difícil arte de cantar. Su propuesta llama a los distintos, a los disidentes, a los juguetones, a vampiros y hadas  para  conjugar en el Café del Casino las extrañas maneras de calmar nuestro inmemorial deseo de felicidad…

Links:

https://www.facebook.com/richard.v.saenz

https://twitter.com/RichardVillalon

https://www.youtube.com/watch?v=padIBZqWezM

        https://www.youtube.com/watch?v=f0ua6TLFzbs

 Blogger: http://richardvillalon.blogspot.com.es/

 

Contacto entrevistas y material 656306524

Imagen

Tía Margarita

mayo 6, 2014

Richard Villalon

 

Imagen

Tía Margarita  usaba trenzas  negras, brillantes de cintas y olor a romero,” cargaban electricidad”, según su marido. Tenía ojos tristes, de yaraví, labios casi morados con un tic nervioso, una convulsión parecida a los estertores de la muerte  sorpresiva de un cóndor apedreado en un campo de maíz.

Llegó naufragada a aquella casa  llena de maderas  cantarinas, humo de fantasmas lerdos, claros, sin misterios, perezosos. “Se cansan más aquellos que no trabajan…” decía mi bisabuela, haciendo cuentas entre sus numerosos hijos, no le cuadraba a quien mejor había querido con el resultado  anémico del cariño.

Tía Margarita fue la primera versión de lo exótico conocida en mi vida. Pintaba las uñas de sus pies, se negaba a comer con cuchara ciertos alimentos  y  devoraba la fruta sin pelar. Olía a colonia inglesa, era moderna como las aspirinas  que tomaba cada vez que su tabaco rubio se agotaba en ese…

Ver la entrada original 1.391 palabras más

Tía Margarita

mayo 6, 2014

 

Imagen

Tía Margarita  usaba trenzas  negras, brillantes de cintas y olor a romero,” cargaban electricidad”, según su marido. Tenía ojos tristes, de yaraví, labios casi morados con un tic nervioso, una convulsión parecida a los estertores de la muerte  sorpresiva de un cóndor apedreado en un campo de maíz.

Llegó naufragada a aquella casa  llena de maderas  cantarinas, humo de fantasmas lerdos, claros, sin misterios, perezosos. “Se cansan más aquellos que no trabajan…” decía mi bisabuela, haciendo cuentas entre sus numerosos hijos, no le cuadraba a quien mejor había querido con el resultado  anémico del cariño.

Tía Margarita fue la primera versión de lo exótico conocida en mi vida. Pintaba las uñas de sus pies, se negaba a comer con cuchara ciertos alimentos  y  devoraba la fruta sin pelar. Olía a colonia inglesa, era moderna como las aspirinas  que tomaba cada vez que su tabaco rubio se agotaba en ese lugar, tan fuera de su lugar.  Hablaba de las ventajas del ascensor…

Venia de un pueblo supuestamente lejano, al cabo de los años descubrí que solo estaba a 200 Km. Esa circunstancia irrelevante hacía que sus hábitos parecieran raros. Cantaba por ejemplo. Tarareaba canciones para barrer, para bordar, para subir más rápido la levadura dentro del pan. Canciones para reír y cuando harta, se ponía a llorar, decía que para llorar, lo mejor era llorar. No llenarse de alcohol y vomitar la tristeza cantando…

Cambiaba desenfadada las letras de la iglesia, bailaba con la escoba, usaba condimentos perecidos a piedras preciosas .Las empleadas  se paraban a escucharla horas deteniendo sus faenas. Es más, cuando tía Margarita llegó a la casa, las malas lenguas aseguraban que las gallinas llegaron a poner hasta dos veces al día huevos de doble yema, las vacas morían ahogadas en la leche de sus propias tetas  y las conejas  se comían los testículos de los machos agotados, alucinadas, llenas de un sudor plateado, luego de  tanto follar …

Volvió locos a los hombres de la familia, trotaban como caballos cuando ella  caminaba lenta hacia el pozo. Margarita era una demonia según las mujeres y  una yegua en celo eterno para esos  señores  que parecían disfrazados de militares, abogados, médicos, maestros, notarios, curas, farmacéuticos en la oscuridad maléfica de  los pueblos de cordillera. El deseo al final desnuda  al humano, convirtiéndolo en lo que su aparente realidad pretende disimular.

Haber desenmascarado públicamente a sus familiares, delatando sus hambres, sus necesidades  primarias fue la punta del hilo, en el ovillo eterno del odio desquiciado de mi abuela .Allí comenzó su aborrecimiento ciego, mi abuela, sistemáticamente hizo de Tía Margarita el blanco perfecto para disparar la cerbatana venenosa que es la desconfianza. Sus hermanos, tíos, cuñados, sobrinos, nietos habían caído hechizados por esa forastera fatal, acusada de haberle  robado la voluntad a su mejor hermano .Margarita y sus artes se encargaban de hacerlo sentir pequeño, minúsculo ante la parentela. De llevar la bragueta abierta, reírse en medio de los entierros y jugar a cambiar de lugar las lápidas de los muertos del panteón familiar, para según él, confundirlos y a ver si de una puta vez se acostaban  hombre con hombre y mujer  con mujer sin ningún problema como cuando estaban vivos.

Mis tías además decían que en la cocina, Tía Margarita, hacía cosas extrañas .La solterona mas amargada aseguraba haberla visto  elevarse para alcanzar la lámpara vieja del salón de la casa. Ella por su parte, sonreía burlona. Un verano en la mesa aseguró que no era malo ser ignorante, lo malo era sentirse orgulloso de eso y lo peor, no enterarse.

Cuando avanzaba la noche en esa casona  inmensa, intensa como un mar previo al tsunami, se escuchaban los ronquidos de la familia, pedos, “ayes “de pesadillas, jadeos como de cuyes  “cachando” y mujeres  enmudecidas, sorprendidas por maridos cabalgando una soledad perpetua como las letras de una biblia…

La familia suponía ser “la mejor” por el peregrino hecho de haber traído el ferrocarril al pueblo, las aceitunas en salazón y  el bórax curtidor del cuero. Siendo dieciocho hermanos, ricos hasta la vergüenza, vivían albergados, hacinados, alucinados  bajo el calor de la seguridad de un clan. Despreciaban al resto del mundo, hablaban ladrando acerca de lo nacional, era su símbolo sempiterno. Su patrimonio eran tradiciones nefastas. Según su manido evangelio de miserables ricos, aseguraban que allí no existían pobres, solamente gente  ociosa muriéndose de hambre por seguir  los vicios  de sus padres.

Su ciudad era la mejor del orbe, resultaba inútil atravesar  el mundo para enterarse, el paraíso era ese lugar. Nadie aclaraba por que  se fusilaba con pasmosa facilidad  y se condenaba a cualquiera por el hecho  de no estar de acuerdo.

Con tía Margarita aprendí a odiar ciegamente las banderas, a deducir que los nacionalistas “banderistas” son villanos  irredentos, obscenos  hasta sus sentimientos, capaces de aseverar una historia construida a su manera,  adobada en sentimentalismos babeantes y “llorantes”. Dibujando en el aire de su delirio, para ellos, siempre hubo alguien robándoles, sus Alcaldes  eran incorruptos como cuerpos  de Santo, en sus manos la tierra entera sería mejor… “Si desaparecieran los asquerosos aquellos que  piensan en la puta humanidad y no en sus paisanos.”

Tía Margarita cuando hablaban de patria repetía entre sonriendo y asustada: “El nacionalismo es la piel de cordero que utiliza el lobo racista”. “Hablar de humanidad es siempre muy bonito, pero cuando se trata de  engañar al prójimo se van a la mierda esos discursos terriblemente usados, decolorados como la túnica de la Virgen que  cada año sale en procesión”.

Margarita repetía ya confundida, casi cansada, estaba allí por su marido. 

Domingos más tarde, cuando la  descubrieron ensangrentada  había abortado  de un tropezón en el  río, aquel fatídico almuerzo  espantada por mis tíos y familiares que cantaban sobre un mantel hecho con la bandera nacional: “El mejor pueblo era su pueblo, habría que disparar  hasta a las palomas que no fueran de aquí.”

Las mujeres de la familia aseguraban que había sido a propósito. Ella llena del color opaco de los vidrios de una iglesia, confesó a gritos espantados que el mejor regalo para su hijo era haberlo librado de nacer entre la  maleza  hedionda de esa  maldita familia…

Nunca dejó de asombrarme  sus ganas de querer, su profundo amor  hacia mi tío escuálido, feo con ganas .Él recitaba como un gurú las dulzuras de su mujer, caminaba la casa  flotando cuando salía de su alcoba  e iba despavorido a tomarse una  copa, porque según él, había visto a Dios  pelando una gallina que en realidad era un ángel  y al demonio pastando en  paz … mientras él eyaculaba  a gritos  como un cerdo dentro de ese templo fabuloso que era el cuerpo de su mujer…

Su mujer, el territorio que nadie le podría arrebatar, porque en realidad la patria es el lugar donde vive  completamente  libre la libertad.

Tía Margarita enorgullecida comentaba sin pudor que su marido, atrapado dentro de ella  volvía a la carga, sin sacarla para enjuagarla, tres veces seguidas. Reía, cuando él en un bautizo, aseguraba que la mejor manera de gozar era con un dedo dentro del culo y en vez de marcha atrás,  sus movimientos eran para delante, aunque entrara por detrás.

“Estaban poseídos, por eso mismo Dios no les daba hijos. Eran cada día más jóvenes porque el diablo les tenía un papel firmado. Eran más ricos de lo debido porque su dinero nunca se enterraba en la codicia de un supuesto futuro.” Los rumores  revoloteando por las calles empedradas de esa supersticiosa ciudad  llegaban a manchar las estatuas, a levantar preguntas:” ¿Y si eso fuera mejor que rezar o perseguir candidatos  safios que luego dejan todo igual? No importa si de izquierdas o de derechas, al final ellos siempre pisan a los de abajo.

Margarita gozaba hasta el límite afilado del dolor, peinaba sus trenzas  inagotables de deseos, rutilaba como la extraña estrella que llegó a ser…
La familia  nunca aceptó su alegría,  el aire refrescante que traía consigo para evitar asfixias. La condenaron  entre aparentes comprensiones, nada de compasión .Por eso, cuando esa  mañana negra Margarita salió  corriendo en su caballo, nadie supuso que  un rayo la esperaba para cocinarla  a fuego violento  en esa grupa cariñosa hasta el orgasmo…

Para enterrarla tuvieron que abrir una zanja ancha, fue imposible descabalgarla. Sus horquillas habían sido el pararrayos que la desintegró fundiéndola con su caballo. Mi tío se negó a la misa.

Cuando llegaron  sus misteriosos  y decentemente vestidos padres de aquel pueblo supuestamente lejano, me enteré  que también ellos la odiaron  por irse con un forastero.

Ni las palabras afiladas de mi familia en el cementerio me han hecho olvidar a Tía Margarita y juro que nada desde esos años me ha supuesto tanto miedo, como quedarme lejos de mi país y que me maten a golpes, a cuchilladas, a balazos, a dudas, a falsas amabilidades. Porque eso somos al final, animales territoriales custodiando un panteón empedrado de tiranos, abrillantados como héroes.

Me pregunto si a donde llegamos después de muertos, habrá esa porquería de ser nacional. Si se exigirá pasaporte o carnet de identidad creando en ese mismo instante el infierno particular que resulta pertenecer a un solo lugar…

 

Richard Villalón

Sevilla jueves, 19 de diciembre de 2013

Ilustracion : Isabel Chiara “Tórtola”

Richard Villalón Sin tregua… en “La Tregua” La Tregua Café-Bar C/ Evangelista, 57 – Sevilla Domingo 6 de Abril 18:30 hs/ Reservas al Tel. 687 40236

marzo 25, 2014

Richard Villalon

Música de América, del Mundo en la voz de un personaje  sólido, electrizante y arrollador

La máxima sensación de cantar se produce cuando luego de exhaustivos ensayos aparece el momento loco de la improvisación conectada. Lo mágico es el resultado de mucha paciencia y surge principalmente  en el momento menos pensado. La naturalidad, el destino, la causalidad nos lleva a lugares fuera de nuestros planes y es allí donde el arte cumple la funcionalidad de hacer los deseos, realidades. Ando buscando un lugar en Sevilla donde la pequeña burguesía, los artistas y los atrevidos hayan creado su espacio, sin prejuicios,  ni círculos nerviosos. Por eso aparece “La Tregua”.

“La Tregua” es un lugar para gente pensante, divertida, animada a escapar del conformismo. Como en esas extrañas carambolas que  la vida nos regala algunas veces para jugar a la felicidad, han aparecido las circunstancias de poder  cantar en La Tregua el…

Ver la entrada original 295 palabras más